Google Sandbox | Por qué tu nueva web casi no tiene visitas

Portada » Google Sandbox | Por qué tu nueva web casi no tiene visitas

Muchos emprendedores del mundo online aprenden que una de las máximas de internet es tener paciencia. La mayoría de proyectos, por no decir todos, se fundamentan en una estrategia de Inbound Marketing, trabajando siempre con objetivos a largo plazo. Lo primero que conocerás al montar tu web será Google Sandbox.

Has montado tu web, ha pasado el tiempo pero percibes que has tenido “demasiada paciencia” ya que sigues con el mismo número de visitas desde el primer día y no sabes por qué.

Buscas tu web en Google y no la encuentras, tu visibilidad es muy baja y estás fastidiado de ver tu cuenta de Analytics.

¿Te suena?  No te preocupes todo tiene una explicación y todos hemos pasado por este proceso.

Si eres uno de esos emprendedores o simplemente tienes una web con un problema similar, este post va dirigido a ti.

No te culpes, el causante de todo es Google Sandbox.

Google Sandbox

¿Qué es Google Sandbox?

Google Sandbox es una especie de filtro especial que aplica Google a la nuevas webs evitando que aparezcan en los resultados de búsquedas o apareciendo en posiciones muy inferiores, pese a ser una web especializada en un tema en concreto.

Es un fenómeno que ha observado la comunidad online, pues no ha sido confirmado por Google.

Muchos afirman que Google Sandbox no existe o que existía hace tiempo, pero ahora ya no. En todas las webs que he montado a lo largo de estos años he podido observar el mismo comportamiento en Analytics.

Durante unos meses obtenía tráfico orgánico casi residual y, de repente un día sin que hacer nada especial en la web, conseguía un aumento de tráfico considerable.

Me atrevería a defender la hipótesis de que Google Sandbox sí que existe.

 

Google Sandbox

 

En la imagen podéis ver este comportamiento tan inusual , el incremento exponencial del tráfico orgánico de un día para el otro, que después se mantiene. Ésta es una de las pruebas de que el Google Sandbox sí existe.

¿Por qué existe?

Este filtro existe con motivo de tener un control de las webs de nueva creación, que detrás de ellas se encuentra un webmaster realizando técnicas Blackhat SEO para aumentar posiciones a través de técnicas penalizadas por Google.

Google Sandbox recibe este nombre por la caja de arena dónde juegan los niños con sus juguetes nuevos cuando son muy pequeños.

Una metáfora muy acertada, pues el adulto (Google) pone a los niños (webs nuevas) en la caja de arena para ver qué hacen.

Una vez transcurrido un tiempo, el adulto (Google) decide si lo que hacen los niños está bien o mal. Si está bien, será el momento de salir de la caja de arena para jugar con los otros adolescentes. Si no, tocará esperar.

 

¿Cuánto dura?

La duración de este filtro o algoritmo varía en función del caso. Muchos afirman que dura entre 6 meses y 2 años, mi experiencia me ha mostrado que al tercer o cuarto mes ya no se aplica. 

No hay que obsesionarse con la duración, ya que, como he comentado, depende de cada caso. El hecho de saber que tu web no rankeará o no aparecerá en el buscador no es motivo para dejar la web de lado, sino todo lo contrario. Es el momento de trabajar la web como nunca, ya que los efectos de Google Sandbox se pueden minimizar y acortar.

 

¿Cómo salir de  Google Sandbox?

Una de las preguntas más buscadas en el mundo SEO: cómo salir de este molesto filtro para empezar a recibir visitas cualificadas y transformarlas en ventas.

El algoritmo de Google SandBox tiene la función de analizar estas nuevas webs y ver qué prácticas están realizando. Si a Google le gusta lo que ve, tendrás muchos más números para salir antes de Sandbox.

Aquí va un listado de prácticas recomendadas para salir de Google Sandbox lo antes posible:

Contenido extenso, relevante y de calidad

Para Google la cantidad se suele traducir en calidad. Es importante que todas las páginas de nuestra web tengan mucho contenido original y de la temática en la que estemos peleando. Mucha gente suele preguntar cuántas palabras debería tener cada página de su web. Lo cierto es que todo depende de tu nicho, ya que la media la marca la competencia.

En marketing online difícilmente podrás competir con una extensión menor a 1.000 palabras. No te obsesiones con la cantidad de palabras que debes escribir, haz un contenido útil para tu audiencia. Marcarse un mínimo es positivo dentro de la metodología de trabajo, pero sin obsesionarse.

Evita enlaces dudosos

Los enlaces siguen siendo una de los factores con mayor peso en el SEO. Cuando la web ya tiene un tiempo y ha ganado autoridad, recibir un enlace de una web un tanto spammer no es un gran problema. Cuando es una web nueva, recibir un enlace de un sitio así puede traducirse en que la desconfianza de Google se prolongue.

Para Google Sandbox no hay nada más cierto que el siguiente dicho: “Dime con quién andas y te diré quién eres“.

Enlaces anárquicos

Si has preparado un plan de linkbuilding, ten en cuenta que Google es realmente bueno captando patrones. Así que evita los planes de “cada martes y jueves lanzamos un enlace” o “vamos a tirar 4 enlaces a la semana”. No hay nada peor que construir enlaces de una forma tan artificial.

Enlaces temáticos

Siempre se habla de la calidad de los enlaces y de la autoridad de la web de donde se reciben,  pero la temática es tanto o más importante que la autoridad. Si estás empezando con una web, lo habitual cuando alguien te enlaza es que sea de tu mismo nicho. Es una señal de credibilidad que Google valora mucho.

Optimización On Page

Aunque suene obvio, optimizar todos los elementos on page de una página web es algo indispensable para que Google entienda de qué trata. Trabaja todos los elementos: los titles, los headings, estructura web, etc.

Experiencia de usuario

Uno de los factores que más peso está adquiriendo en SEO y uno de los más difíciles de manipular. Durante Google Sandbox, la experiencia de usuario puede ser el factor que te saque de Google Sandbox.

google sandbox

La experiencia de usuario es uno de los factores que mayor credibilidad otorga, por lo que trabaja tu web para que el usuario quiera quedarse.

Servidor

Elegir un hosting es todo un mundo, siempre es un quebradero de cabeza y un día dedicaremos un post sobre ello. Aquí puedes ver nuestro consejo. Uno de los factores a tener en cuenta sobre el servidor son los “vecinos“, aquellas webs con las que compartes servidor. Si tienes muchos vecinos con temáticas dudosas como el porno, ves pensando en cambiar.

Unos buenos consejos para elegir un buen servidor son:

  • Que sea rápido
  • Comprueba que tengo un buen servicio al cliente
  • Que tenga un panel intuitivo
  • Que conoces la licencia que vas a usar, ya sea Plesk u otras

Para ver con quién compartes casa te recomiendo esta herramienta.

tesubi reserve ip lock up

 

Ve a por long Tails

Aunque salgas de Sandbox es importante saber que, si no apareces por ciertas búsquedas top, es porque la competencia es bastante feroz para según que keywords. Por ello, siempre hay que empezar atacando con palabras claves long-tail.

 

Una vez hayas trabajado todos estos elementos, solo te queda ser paciente y esperar a que Google considere que tu web es digna de “jugar con los mayores”.

Suscríbete a nuestro blog para seguir recibiendo las novedades del blog, además de recibir contenido exclusivo por mail.

 Escrito por Nacho Mascort el 19 de octubre de 2015.
Nacho es responsable SEO / SEM en Tesubi. ¿Quieres conocer a nuestro equipo? Haz click aquí.

Artículos Recientes

Dejar un Comentario

CONTÁCTENOS

Para más información puede enviarnos un mensaje: